INVESTIGACIÓN DEL CONSUMO DE MARIHUANA EN CCH ORIENTE, Proyectos de Ciencias de la Salud. Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)
miguel-rivera-baltaz
miguel-rivera-baltaz

INVESTIGACIÓN DEL CONSUMO DE MARIHUANA EN CCH ORIENTE, Proyectos de Ciencias de la Salud. Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)

PDF (557 KB)
20 páginas
2Número de descargas
81Número de visitas
100%de 1 votosNúmero de votos
1Número de comentarios
Descripción
Una investigación desarrollada por alumnos del plantel del colegio de ciencias y humanidades plantel oriente para la materia de ciencias de la salud don de abarca el tema del consumo de marihuana con una investigación po...
20 Puntos
Puntos necesarios para descargar
este documento
Descarga el documento
Vista previa3 páginas / 20
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 20 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 20 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 20 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 20 páginas totales
Descarga el documento

UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO

COLEGIO DE CIENCIAS Y HUMANIDADES PLANTEL ORIENTE

“CONSUMO DE LA MARIHUANA”

Investigadores: Álvarez García Anette Saraí Garduño Vázquez Litzy Vania Rivera Baltazar Miguel Ángel

Asesora: María Eugenia Jiménez Reyes

6 de marzo del 2018

Índice

1.Introducción…………………………………….. 1

2.Planteamiento del problema .…………........... 2

3.Marco teórico…………….....…………..............4

4.Hipótesis………………………………………....9

5.Objetivos……………………………………..…..9

6.Metodología……………………………………..10

7.Presentación y análisis de resultados ……….11

8.Conclusión…………...…………………………16

9.Bibliografía……………………………………...17

10. Anexos………………………………………..18

1

1.Introducción

En México, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Adicciones, el consumo de marihuana (o cannabis) se está iniciando a los 12 años. La literatura científica revela que cuando su uso comienza de manera temprana existe mayor daño cerebral y, aunque posteriormente la persona se abstenga, los efectos son irreversibles. La edad de inicio es el factor que vulnera a la persona causando dependencia y efectos a largo plazo en su función cognitiva. Si en la adolescencia etapa formativa se altera su funcionamiento con la administración de drogas de abuso, el sistema nervioso se ve afectado. Existe desinformación al creer que la marihuana no causa daños. Sin embargo, sí afecta al cerebro, que es el encargado de dirigir nuestro comportamiento, la función del pensamiento, la atención y la memoria. Por lo tanto, es difícil pensar que se trata de una droga inocua. Además, se debe considerar que las personas usuarias de marihuana, con mucha frecuencia, usan nicotina, alcohol u otras sustancias de abuso. El consumo de la marihuana a menudo es un factor que afecta el desarrollo académico de las personas que estudian y consumen este estupefaciente, lamentablemente el consumo entre adolescentes se ha incrementado de el 1.3% en 2011 al 2.6% en 2016 (según la encuesta nacional del consumo de drogas, alcohol y tabaco 2016-2017) esto representa un factor importante para el desarrollo de los jóvenes ya que dicha planta contiene sustancias que afectan el aprendizaje de distintas maneras del consumidor, el uso repetido de marihuana modifica estructural y funcionalmente el cerebro; estos cambios desarrollan una necesidad de consumo de droga. Pero la patología de la adicción también involucra factores genéticos y sociales que vulneran a la persona. En esta investigación se desarrollará una observación entre la población de un colegio en donde se consume marihuana entre sus estudiantes y observaremos cómo es que este estupefaciente la afecta a la misma. La variabilidad genética entre individuos los que codifican para las enzimas hepáticas hace vulnerable al cerebro para convertirse en adicto en relación con alguna droga o dificulta la eficiencia de los tratamientos en contra de la adicción.

2

2.Planteamiento del problema ¿Por qué los adolescentes del colegio de ciencias y humanidades plantel oriente consumen marihuana?

Justificación La investigación sobre el tema de consumo de marihuana en el CCH es importante, ya que se tiene por objetivo conocer la población promedio del plantel que consume este estupefaciente, además de su motivo y quien o quienes incitaron a su consumo, asimismo realizar medidas de prevención porque existe mucha desinformación acerca de la marihuana, un ejemplo claro son los daños que provoca ya que se tiene la falsa creencia de que no es nocivo para la salud su creencia se basa en que es un producto natural y así deduciendo que no es toxica .Este proyecto se realizó por motivos académicos sobre la asignatura de Ciencias de la Salud.

3

3.Marco teórico Historia del consumo

La marihuana se ha usado como agente para lograr euforia desde tiempos antiguos se describió en un compendio médico chino que tradicionalmente se considera datar del año 2737 antes de Cristo. Su uso se extendió de la China a la India y luego al norte de África y llegó a Europa por lo menos tan temprano como en el año 500 de nuestra era. La primera referencia directa a un producto cannabis como agente psicoactivo data del año 2737 antes de Cristo, en los escritos del emperador chino Shen Nung. Su enfoque estaba en sus poderes como medicamento para el reumatismo, la gota, la malaria, y extrañamente, para el déficit de atención. Se hizo mención de las propiedades intoxicantes, pero el valor medicinal se consideraba más importante. En la India sin embargo se usó en forma recreativa. Los musulmanes también la usaron en forma recreativa ya que el consumo de alcohol estaba prohibido por el Korán. Fueron los musulmanes quienes introdujeron el achís, cuya popularidad se regó rápidamente por la Persia (Irán) del siglo 12 y el norte de África. En América En 1525, los españoles trajeron marihuana al Nuevo Mundo. Los ingleses la introdujeron a Jamestown en 1611 en donde se volvió una cosecha comercial importante a la par del tabaco y se cultivó como fuente de fibra. Fue en los años 1920 que la marihuana empezó a emparejar. Algunos historiadores dicen que la prohibición produjo su auge. Su uso recreativo se restringió a músicos de jazz y a la gente del mundo del entretenimiento. Las canciones “Reefer” (porro) se volvieron la furia del mundo jazz. Los clubes de marihuana, llamados tea pads, “almohadillas de te”, aparecieron por todas las ciudades principales. Estos establecimientos de marihuana eran tolerados por las autoridades porque la marihuana no era ilegal y los parroquianos no daban evidencia de ponerse pesados o perturbar la comunidad. La marihuana no se consideraba una amenaza social. La Ley de Control de Sustancias de 1970 clasificó la marihuana junto con la heroína y el LSD como una droga de Nivel I, o sea, que tiene relativamente el más alto potencial de abuso y ningún uso médico aceptado. La mayoría de la marihuana en este tiempo venía de México, pero en 1975 el gobierno mexicano acordó erradicar la cosecha usando el herbicida paraquat, lo que trajo temores de efectos secundarios tóxicos. Colombia entonces se volvió el principal proveedor.

Química

El principal responsable de los efectos psicoactivos de la marihuana es el cannabinoide Delta 9-tetrahidrocannabinol, también conocido como THC. No obstante, no debemos pensar que todos los efectos del cannabis son producidos por el THC, ni que ésta sea la única sustancia capaz de producirlos. Muy al contrario, la molécula de THC actúa en sinergia con otras decenas de cannabinoides y terpenos, que se combinan modulando los efectos que producirá el cannabis. Una de estas substancias es el CBD o Cannabidiol , un cannabinoide no psicoactivo con gran número de propiedades medicinales aptas para el tratamiento de diversas

4

enfermedades y dolencias. Una vez más, el efecto de la planta vendrá determinado por el contenido tanto de cannabinoides como de terpenos, así como por su mutua interacción. Una de las mayores ventajas del CBD es, precisamente, su condición de cannabinoide no psicoactivo. Ello ha permitido la crianza de variedades ricas en CBD pero con menos THC del que marca el límite legal para que se considere droga. De esta forma, un gran número de variedades de marihuana ricas en este cannabinoide ha irrumpido en el mercado (ojo, la mayoría de éstas sí contienen índices de THC ilegales), así como diversos productos cosméticos y farmacéuticos basados en el CBD, siendo éstos completamente legales al no tener suficiente THC. Los terpenos, moléculas aromáticas que se encuentran en las plantas, también entran en sinergia con el resto de cannabinoides, modificando el efecto final producido. Podéis conocer más sobre ellos leyendo nuestro post sobre los terpenos del cannabis y cómo actúan en su efecto.

Formas de administración Si hablamos de los efectos de la marihuana debemos exponer sus diferentes vías de administración: • Inhalación: Efecto inmediato. Fumando se absorben los principios activos del

cannabis. La mejor manera de evitar los efectos nocivos de la combustión es utilizando un vaporizador.

• Vía oral (comida): La bio-disponibilidad del Delta 9-tetrahidrocannabinol es de un 25-30% con lo que el efecto se inicia entre 30 y 120 minutos después de la ingestión.

• Vía oral (infusión): Recordemos que los cannabinoides no son solubles en agua. El efecto de la infusión de marihuana es como el de una tila potente. Hay en el mercado cápsulas con CBD ya preparadas para hacer infusiones medicinales.

• Vía sublingual: Sativex® es un spray modulador del sistema endocanabinoide que se aplica en la boca. Es utilizado para paliar los efectos de la esclerósis múltiple y actualmente se prescribe en Canadá. Cada dosis es de 2.7mg de tetrahidrocannabinol y 2.5mg de cannabidiol, los cannabinoides exógenos activos más importantes. Sativex® ha sido elaborado por GW Pharmaceuticals, plc.

• Vía transdérmica: Colirios, parches y pomadas. Podemos encontrar desde champús hasta cremas faciales ricas en CBD , todos ellos productos eficientes y de primera calidad.

• Vía anal: Enemas y supositorios. Normalmente el efecto del cannabis inhalado dura de 1 a 4h y de 3 a 12h si se administra por vía oral (comido).

Efectos

Efectos medicinales: Los efectos de la marihuana medicinal son beneficiosos para el tratamiento antiemético en quimioterapia, la esclerosis múltiple, depresión, dolores crónicos, fibromialgia, caquexia, sida, síndrome premenstrual, migrañas, glaucoma, epilepsia, artritis y afecciones reumáticas, etc. Existen, cada vez más,

5

numerosos estudios sobre el cannabis como medicamento que alientan a los investigadores a seguir sus experimentos. Efectos psicotrópicos: Los efectos espirituales de la marihuana provocan una sensación de bienestar, buen rollo y sugerente euforia que hace que todo se ralentice. Los colores crecen al igual que el sentido del tacto y del oído. La memoria presente se escapa. Una vez más, recordamos que estos efectos – y/o otros – se darán o no (y en mayor o menor intensidad) dependiendo de la combinación de cannabinoides y terpenos presentes en la marihuana. En lo demás, el cannabis puede ser utilizado y citando a José María Mendiluce (*): “Por ejemplo, como superador de timideces varias, facilitador de sensualidades, relajador de rigideces y tensiones, estimulante para el deleite musical, incitador de creatividades diversas, motivador de la comunicación de intimidades, calmante de agresividades, promotor de amistades inolvidables, contribuyente para vidas maritales exitosas, generador de ilusiones benignas, compañero de viajes irrepetibles, activador de recuerdos olvidados, amnésico para torturas del pasado, inductor de nobles pensamientos…Antídoto de la intolerancia, esta planta de la diversidad (…) es un elemento de concordia y paz…” Efectos fisiológicos: En cuanto a los efectos físicos, éstos consisten en un ligero aumento del ritmo cardíaco y enrojecimiento de los ojos. Ambos no perjudiciales para el organismo. El consumo de marihuana también produce, entre otros, un aumento notable del apetito, cierta sequedad de la boca y analgesia moderada.

Adicción La adicción a la marihuana y al hachís conlleva alteraciones en las esferas cognitiva, emocional (estado de ánimo) y psicosocial beneficiarias de diagnóstico y tratamiento y con una evolución clínica predecible. También con el cannabis, y tal como siempre ocurre en caso de problemas por consumo de sustancias, la conceptualización de enfermedad puede conducir a mala praxis si no se abordan las condiciones psicosociales, interpersonales y de rol, que contextualizan el consumo, abuso, o dependencia de dicha sustancia. El cannabis se asocia comúnmente al uso recreativo. Se ha demostrado que el ambiente (setting) en que el consumo tiene lugar va a determinar en gran manera sus posibles efectos. Existe escasa literatura acerca de los efectos del cannabis en la conducta social, lo que se explicaría por las dificultades metodológicas que comporta dicho análisis. Para ello sería necesario recrear in vitro el entorno en que se desarrolla el uso, con sujetos voluntarios que consumieron cannabis y en dosis estrictamente controladas. Cuando se han creado las condiciones adecuadas controlando las distintas variables que intervienen, se ha observado que los efectos farmacológicos de las preparaciones cannábicas dependen en gran medida de variaciones situacionales, que los efectos de dosis relevantes de la droga no siguen un patrón lineal ,y que una misma cantidad de la sustancia puede presentar efectos muy diferentes, en función de si se toma en un lugar familiar o extraño, en compañía de amigos o desconocidos, y si se asocia o no a consumos de alcohol y demás psicótropos. Con el tiempo, la sobre estimulación del sistema endocannabinoide por el uso de marihuana puede causar cambios en el cerebro que llevan a la adicción, una

6

condición en la cual una persona no puede parar de usar la droga aún si el uso de la droga está perjudicando diferentes aspectos de su vida. Se estima que alrededor del 9 por ciento de las personas que usan marihuana se volverán dependientes a ella. Este número incrementa a aproximadamente el 17 por ciento en los que comienzan a usar marihuana durante la adolescencia y entre un 25 y un 50 por ciento entre los que la usan a diario. De acuerdo con el NSDUH del 2013, la marihuana fue identificada como la droga usada por 4,2 millones de los aproximadamente 6,9 millones de americanos con una dependencia o un problema de abuso de drogas ilícitas. La adicción a la marihuana está vinculada con un síndrome de abstinencia leve. Los que usan marihuana de una forma empedernida han mencionado frecuentemente sentir irritabilidad, dificultades al dormir, problemas con su temperamento, falta de apetito, antojos, intranquilidad y/o varias molestias físicas que se presentan más agudamente entre la primera y la segunda semana después de haber dejado de usar marihuana. Existen diversas razones por las que niños y adolescentes consumen marihuana. La mayoría de las personas que la fuman lo hacen porque tienen amigos, hermanos o hermanas que la usan y les presionan a probarla. Según información de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), algunos jóvenes lo hacen porque ven a otros adultos de su familia usándola y son su modelo a seguir, o bien, por moda, pues creen que los hace populares o envidiables, porque las canciones modernas la mencionan, o porque ven que la usan en las películas o en la televisión. Los adolescentes también pueden llegar a pensar que necesitan la marihuana y otras drogas para escapar de problemas en casa, la escuela o con amigos. De acuerdo con información del National Institute on Drog Abuse, los niños y los adolescentes empiezan a fumar marihuana por muchas causas, entre las más comunes, la curiosidady el deseo de formar parte de un grupo social. Es un hecho que los jóvenes que ya fuman cigarrillos o beben alcohol corren un mayor riesgo de probarla. En general, el uso de drogas corresponde a un afán de huir de la realidad. Las drogas proporcionan una vía de escape, un alivio temporal a los problemas personales, familiares o sociales. También son una puerta de salida frente al vacío existencial presente en el interior de la persona, el cual la lleva a volcarse en búsqueda de salidas ilusorias que llenen dicho vacío.

Tratamiento de la adicción

La adicción a la marihuana parece ser muy similar a otros trastornos de uso de sustancias, aunque los resultados clínicos a largo plazo pueden ser menos graves. En promedio, los adultos que buscan tratamiento para algún trastorno relacionado con el uso de marihuana, han usado marihuana casi a diario por más de diez años y han intentado dejarla más de seis veces. Las personas con un trastorno por uso de marihuana, especialmente los adolescentes, usualmente sufren también de otros trastornos psiquiátricos (comorbilidad). También pueden tener un problema de abuso o adicción a otras sustancias, como a la cocaína o el alcohol. Hay estudios que indican que tratar de una forma eficaz el trastorno de salud mental con

7

tratamientos estandarizados incluyendo medicamentos y terapias de comportamiento, puede ayudar a reducir el uso de marihuana, especialmente entre las personas que usan la droga empedernidamente y aquellos que sufren de otros trastornos mentales crónicos. Los siguientes tratamientos de comportamiento han mostrado ser prometedores: • Terapia cognitiva-conductual: un tipo de psicoterapia que le enseña a las

personas estrategias para identificar y corregir comportamientos problemáticos con el fin de mejorar el control personal, parar el uso de la droga y corregir otros problemas que usualmente ocurren a la vez con estos.

Técnicas de manejo de contingencias: Una alternativa de tratamiento de manejo basada en el monitoreo frecuente del comportamiento que se busca cambiar y remover los factores positivos que se dan cuando el comportamiento ocurre (o cuando no).

Terapia de estímulo de la motivación: un tipo de intervención sistemática diseñada para un cambio rápido en la motivación personal; la terapia no pretende tratar a la persona en sí, sino en vez moviliza sus propios recursos internos para cambiar y participar en tratamiento.

Actualmente, no hay medicamentos disponibles para tratar el consumo de marihuana, pero se están realizando investigaciones en este campo. Como uno de los problemas más prominentes en la abstinencia a la marihuana es la dificultad al dormir, algunos estudios están examinando la efectividad de ciertos medicamentos que ayudan con el sueño. Entre los medicamentos que han mostrado ser efectivos en estudios anteriores o ensayos clínicos pequeños, están el medicamento para ayudar a dormir zolpidem (Ambien®), un medicamento para la ansiedad y el estrés llamado buspirone (BuSpar®) y una medicina antiepiléptica llamada gabapentin (Horizant®, Neurontin®) que pueden mejorar el sueño y posiblemente las funciones ejecutivas. Otros agentes que están siendo analizados en el momento incluyen el suplemento nutricional N-acetil-cisteína y las sustancias químicas llamadas inhibidores FAAH, que pueden reducir el tiempo de abstinencia al inhibir la separación de los cannabinoides del cuerpo. Los pasos a seguir incluyen el estudio de sustancias llamadas moduladores alostéricos que interactúan con los receptores de cannabinoides para inhibir los efectos gratificantes del THC. Antecedentes En el colegio se ha observado desde generaciones anteriores que entre los alumnos de nuevo ingreso existen consumidores de marihuana, que no rebasan el 2% total de alumnos de nuevo ingreso, sin embargo, se observado que en la etapa final de CCH aumenta considerablemente el número de consumidores, es necesario observar a la población para saber que factores son los que los están orillando al consumo.

8

Datos estadísticos (generales)

0%

10%

20%

30%

40%

50%

60%

Dependencia

Facilidad de dependencia

Adolescentes consumidores

Consumidores a diario

0

0.5

1

1.5

2

2.5

3

3.5

4

4.5

Americanos consumidores (en millones)

Americanos consumidores 4.2 de 6.9 millones

9

4.Hipótesis

Existen diversas razones por las que niños y adolescentes consumen marihuana. La mayoría de las personas que la fuman lo hacen porque tienen amigos, hermanos o hermanas que la usan y les presionan a probarla. Según información de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), algunos jóvenes lo hacen porque ven a otros adultos de su familia usándola y son su modelo a seguir, o bien, por moda, pues creen que los hace populares o envidiables, porque las canciones modernas la mencionan, o porque ven que la usan en las películas o en la televisión. Los adolescentes también pueden llegar a pensar que necesitan la marihuana y otras drogas para escapar de problemas en casa, la escuela o con amigos.

Con esto hemos llegado a la idea de que el consumo es elevado ya que la marihuana es de fácil acceso tanto dentro como fuera del plantel.

5. Objetivos Generales:

• Identificar los principales factores sociales que influyen en los jóvenes del plantel para que consuman marihuana o por primera vez.

Específicos:

• Identificar que género es el que tiene el índice de consumo más elevado. • Identificar el rango de edad en el cual se encuentra el primer consumo de la

marihuana entre los jóvenes del plantel. • ver cuántas personas que no consumen tienen compañeros, amigos que si

la consumen • saber si los maestros ayudan o se acercan a los alumnos cuando se dan

cuenta de que consumen • saber si la consumen con mayor frecuencia dentro o fuera del plantel

Propuesta En el colegio de Ciencias y Humanidades es muy común que algunos alumnos consuman marihuana dentro y así como a sus alrededores, por lo cual se propone hacer una investigación para saber aproximadamente cuantos compañeros (alumnos) del plantel, consumen marihuana y con qué frecuencia la consumen dentro del mismo.. Objetivos (generales, específicos) Generales: Identificar los principales factores sociales que influyen en los jóvenes del plantel para que consuman marihuana o por primera vez. Específicos:

● Identificar el rango de edad en el cual se encuentra el primer consumo de la marihuana entre los jóvenes del plantel.

● ver cuántas personas que no consumen tienen compañeros, amigos que si la consumen

10

6. MetodologíaVariables

- En estudios anteriores se ha observado que aquellos estudiantes que consumen marihuana durante su trayectoria escolar suelen reducir su rendimiento escolar.

- Los adolescentes suelen consumir marihuana al ser invitados por un familiar o amigo que les dan la idea de ser una sensación nueva y única.

- En el plantel de CCH se suele consumir grandes cantidades de marihuana entre toda la población del plantel.

- Algunos factores que orillan al consumo pueden ser tanto familiares como sociales.

Tipo de estudio, población, muestra y tipos de inclusión y exclusión. El tipo de estudio epidemiológico descriptivo va a hacer transversal ya que lo estudiaremos en un momento determinado, la población será el colegio de ciencias y humanidades plantel oriente, las variables que se pueden encontrar serán, genero, edad, consumidor o no consumidor, los criterios de inclusión serán personas que consuman o tengan amigos o compañeros consumidores, los criterios de exclusión serán personal de jurídico, trabajadores, directivo, y aquellas personas que no estén en contacto frecuente con los alumnos, una vez realizadas las encuestas a la muestra que serán los alumnos de CCH de los semestres de 2°, 4° y 6° de ambos turnos se hará una comparación con la cual se obtendrán datos y se hará porcentaje para contrastar la información dada por dichas encuestas, las encuestas se le aplicaran a aproximadamente 230 personas de lo semestres ya mencionados para obtener los datos necesarios. Las encuestas solo se le aplicaran a los alumnos que cursen los semestres ya mencionados, no se le aplicaran a profesores, administrativos y cualquier otro tipo de personas ajenas a CCH y/o no estudiantes del plantel. Instrumento de medición Encuesta. Tipo de tratamiento estadístico Para poder obtener los porcentajes se deberá hacer una regla de tres comparando el total de encuestas obtenidas con el numero de respuestas de la misma opción. Ejemplo:

Vialidad de estudio (recursos)

- Humanos: investigadores, asesores, muestra (personas encuestadas). - Financieros: propios de los investigadores para su uso en copias,

impresiones, marcadores, etc. - Materiales: hojas, lápices, plumas, marcadores, etc. - Técnicos: computadoras, internet, libros, investigaciones, encuestas.

11

7.Presentación y análisis de resultadosRespuestas de encuestas (gráficas)

12

13

14

15

Interpretación de resultados De acuerdo con los resultados arrojados de las encuestas se puede decir que hay un número elevado de las personas que les han ofrecido marihuana en plantel pero no muchas la han consumido, y de las personas que la consumieron empezaron su consumo entre los años 16 y 19, esto quiere decir que de tercer a sexto semestre se empezó el consumo de dicha sustancia y que un amigo fue él los invitó, y que estos empezaron a consumirlo por ser aceptados en un grupo social al cual quieren pertenecer, por sentirse “malos” ante la sociedad y estar en contra de lo que es bueno, además de que muchos de los consumidores lo hacen por experimentar el placer que les dicen que se siente, esto quiere decir que muchos de los consumidores y de los futuros consumidores van a empezar solo por saber qué se siente y lamentablemente en muchos de los casos se adentran tanto a este consumo que ya no lo pueden ni quieren dejar en un futuro, sabiendo el daño que les puede provocar a largo plazo, muchos se excusan al decir que es medicinal y que no tiene consecuencias graves pero, toda sustancia que altere el funcionamiento del cuerpo es considerado como droga y tiene consecuencias a largo o corto plazo, además y lo más noble es que los consumidores siempre van a tener amigos consumidores por que por algo comenzaron.

16

8.Conclusiones De acuerdo a lo que vimos con los resultados de nuestras encuestas pudimos ver que el número de las personas consumidoras de marihuana en el CCH Plantel Oriente Turno Vespertino, es considerablemente elevado y que nuestra hipótesis se ve respaldada por los resultados obtenidos. Gracias a las encuestas realizadas notamos que las personas consumidoras de marihuana iniciaron su consumo debido a que un amigo los invito a probarla, algunos de ellos su primera experiencia fue entre 12 y 15 años de edad pero, el porcentaje mayor de consumo se dio entre las edades de 16 a 19 años de edad. Notamos que a pesar de que algunos encuestados consumidores tuvieron una mal primera experiencia con la marihuana siguieron con su consumo mientras que la minoría, después de esta experiencia no la volvió a consumir. Nuestra conclusión se cierra a que la población en el CCH Plantel Oriente Turno Vespertino es consumidora activamente en un porcentaje alto y que a pesar de las medidas implementadas para evitar su consumo han sido en vano ya que la facilidad para conseguir esta droga sigue siendo la misma, que el consumo de esta ha dejado de ser un tabú para pasar a algo normal y cotidiano. teniendo en cuenta el daño que causa a largo plazo y que los jóvenes que la conocen saben o tienen una idea de lo malo que esta es para su organismo, una propuesta de solución pensamos que sería implementar una asignatura introductoria a las ciencias de la salud desde el inicio del bachillerato para que así los jóvenes que entren sepan y tengan en mente las consecuencias que este consumo ocasiona, y así ya tomen la decisión de consumir o no de manera informada y no solo consumirla por aceptación a un grupo social que quisieran o quieren pertenecer, damos por terminado nuestra investigación sobre el consumo de marihuana en el Colegio de Ciencia y Humanidades plantel Oriente turno vespertino.

17

9.Bibliografía y cibergrafía Beutelspacher, A. N., Conyer, R. T., Romero, A. V., Alvarez, G. L., Mora, M. E. M., &

Izaba, B. S. (1994). Factores asociados al consumo de drogas en adolescentes de áreas urbanas de México. Salud pública de México, 36(6), 646-654.

Karla T. (s/f.). Consumo de marihuana en la adolescencia. http://www.salud180.com/jovenes/consumo-de-marihuana-en-la-adolescencia .

Molina Maru, (mayo 214). Consumo de marihuana en los adolescentes. http://conacytprensa.mx/index.php/ciencia/humanidades/147-consumo-de- marihuana-en-los-adolescentes .

Tratamientos disponibles para los trastornos por consumo de marihuana. (septiembre 2015). n/a. https://www.drugabuse.gov/es/publicaciones/serie-de- reportes/la-marihuana/los-tratamientos-disponibles-para-los-trastornos-por- consumo-de-marihua .

¿la marihuana es adictiva?. (septiembre 2015). n/a. https://www.drugabuse.gov/es/publicaciones/serie-de-reportes/la-marihuana/es- adictiva-la-marihuana.

Boes Julio. Armando Calaft. (s.f). Monografía Cannabis. https://www.uv.es/=choliz/Cannabis%20(PND).pdf .

Efectos de la marihuana. (s/f). n/a. https://www.alchimiaweb.com/blog/efectos- marihuana/ .

La marihuana al principio. (s/f). n/a. http://www.narconon.org/es/informacion- drogas/marihuana/historia-marihuana.html

Drogas en el CCH- ORIENTE Daniela gonzalez 2014 recuperado de http://drogascch.blogspot.mx/

18

10.Anexos • Encuesta:

me encanto
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 20 páginas totales
Descarga el documento