naturaleza y fuente de las obligaciones, Monografías, Ensayos de Derecho de las Obligaciones
FranciscoTruBel
FranciscoTruBel

naturaleza y fuente de las obligaciones, Monografías, Ensayos de Derecho de las Obligaciones

DOCX (72 KB)
7 páginas
1Número de visitas
Descripción
ensayo corto sobre generalidades del tema
20 Puntos
Puntos necesarios para descargar
este documento
Descarga el documento
Vista previa3 páginas / 7
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 7 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 7 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 7 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 7 páginas totales
Descarga el documento

UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE GUADALAJARA CAMPUS TABASCO

Dirección de Derecho

Experiencia de Aprendizaje

Obligaciones

P R E S E N T A :

José Francisco Trujillo Beltrán

Mtra. GladysNieves Pedrero

Villahermosa, Tabasco. Febrero de 2019.

La naturaleza y fuente de obligaciones civiles, y su relevancia

respecto de los hechos y actos jurídicos.

Introducción El derecho civil es una rama fundamental en el entramado jurídico, en este orden

se encuentran temas imprescindibles para el ser humano, desde cosas tan

1

simples que parecieran irrelevantes como la personalidad, que tantos

desconocedores de la ley ignoran, hasta temas tan comunes y a la vez relevantes

como las sucesiones y los títulos testamentarios.

En fin, el derecho civil regula gran parte de nuestra cotidianeidad y una parte

imprescindible de este derecho es el tema de las obligaciones. Las obligaciones se

encuentran en casi cualquier cosa que hacemos o sucede. Desde el hecho de

comprar un chicle, hasta el extremo de cobrar un seguro millonario.

Por tanto es justo y necesario que como estudiantes de la Licenciatura en Derecho

de la Universidad Autónoma de Guadalajara conozcamos a fondo la naturaleza de

las mismas, al igual que sus fuentes y relevancia, esto con el objetivo de ser

abogados que no solo litiguen sino que también comprendan de la materia jurídica.

Desarrollo La obligación es un vínculo jurídico que nos constituye en la necesidad de dar,

hacer o prestar alguna cosa, por lo que cada obligación supone:

a. un lazo jurídico que liga necesariamente al deudor con el acreedor, y del

que se deriva el derecho que éste tiene, para exigir que aquél dé, haga o

preste, y el deber jurídico correspondiente al deudor, de dar, hacer o

prestar,

2

b. un hecho reductible a valor pecuniario, que es el objeto o fin del lazo

jurídico.

Toda obligación presenta, por tanto, un aspecto activo: un poder o facultad de

exigir algo; y uno pasivo: un deber de dar, hacer o no hacer. No se trata de

conceptos distintos sino de aspectos diferentes de un concepto unitario, que es la

obligación. Son el anverso y reverso de una misma medalla, pues no se puede

concebir un crédito sin deuda y viceversa.

Tres son las teorías que han caracterizado la naturaleza jurídica de la Obligación,

Ellas son a saber:

a) El crédito como Potestad: Autores que participan de esta concepción, entre ellos Von Savigny, sostienen que la Obligación consiste en un señorío del acreedor

sobre los actos de conducta del deudor que este ha comprometido a favor de

aquel. A diferencia del derecho real en que se ejerce un señorío sobre la cosa, acá

se lo ejerce sobre una actividad del deudor.

Se ha criticado esta teoría porque confunde el sujeto pasivo de la obligación con el

objeto de la misma, además que no existe analogía con el derecho real porque en

la actualidad no es coercible la actividad personal del deudor sobre quien no

puede hacerse violencia personal para urgirlo al cumplimiento de la obligación, no

existiendo en consecuencia un derecho sobre los actos del deudor. La idea de

señorío resulta falsa.

b) El Crédito como título a una prestación: Según esta tesis, lo esencial de la Obligación es el Interés del acreedor en el cumplimiento de la prestación. Este

Interés es lo que el ordenamiento jurídico protege, y por eso la obligación es útil en

cuanto es un título hábil para lograr la satisfacción de aquel interés. De ahí que la

obligación resulte como una relación entre dos patrimonios, porque el interés del

acreedor se satisfacerá, en última instancia, por una transferencia de valores que

saldrán del patrimonio del deudor e ingresarán en el del acreedor.

Esta tesis ha sido criticada porque subestima el elemento personal que la anima

toda vez que el elemento personal de la conducta del deudor está presente aún en

su responsabilidad por incumplimiento.

3

c) La Obligación como Vínculo Jurídico complejo: Teoría originada en Alemania y es la que al presente ha ganado mayores adeptos. Sostiene que la Obligación es

un vínculo complejo que se integra con dos virtualidades, compenetradas entre sí.

Existe en la Obligación un primer momento vital que se caracteriza por el deber de

satisfacer la prestación que pesa sobre el deudor: es el schuld de la terminología

germana o deuda, que se traduce para el acreedor en la expectación de la

conducta debida que actúa como una «presión psicológica» sobre el deudor.

Cuando el deudor infringe la conducta debida entra a actuar la segunda virtualidad

de la obligación. Para reducir al deudor al comportamiento adecuado el acreedor

dispone de los medios que le provee el ordenamiento jurídico, que ya no consiste

una agresión física, sino en una «agresión patrimonial» mediante la cual el

acreedor será satisfecho con los bienes del deudor que sean suficientes para

cubrir el daño experimentado por el acreedor a causa del incumplimiento del

deudor. Es el haftung de los alemanes o garantía, que también suele denominarse

responsabilidad.

Esta garantía existe potencialmente desde el nacimiento de la obligación, puesto

que es un aspecto de ella, pero requiere para pasar de la potencia al acto, que

ocurra el presupuesto de hecho que condiciona ese tránsito, a saber: el

incumplimiento del deudor.

Fuentes del derecho Contrato: Los contratos asumen un papel estelar en la generación de obligaciones, ya que

tanto su celebración cuanto su ejecución tienen por finalidad fundamental crear un

entramado de derechos y de obligaciones entre las partes. De tal manera, puede

afirmarse que ontológicamente no cabe pensar en contrato alguno que no tenga

por objeto generar obligaciones, sea para ambas partes contratantes o para una

sola de ellas.

Resumiendo podemos señalar que un contrato vendría en tal sentido a contemplar

un acto jurídico por ende humano, lícito, donde converge una convención (acuerdo

de voluntades) entre las partes, que versa sobre un determinado asunto. Así

4

mismo; genera obligaciones de dar, hacer, o no hacer entre las mismas; siendo por

consiguiente bilateral o multilateral.

Siendo los elementos constitutivos del contrato, la capacidad, el consentimiento, la

causa, la forma y el objeto.

Cuasicontratos:

Se llama cuasi-contrato el hecho de una persona, permitido por la ley, que le obliga

para con otra u obliga a otra persona para con ella, sin que entre ambas

intervenga convención alguna. En los cuasi-contratos no interviene consentimiento

alguno, y es la ley sola o la equidad natural lo que produce la obligación, al hacer

obligatorio el hecho de donde resulta. Es por esto que esos hechos son llamados

cuasi-contratos, y por cuanto, sin ser contratos, y mucho menos delitos, producen

obligaciones como las producen los contratos.

Resumiendo esta fuente se puede señalar que los cuasi-contratos derivan de una

relación lícita, no convencional, donde no existe un acuerdo expreso de

voluntades, empero de alguna u otra forma dos o más sujetos se ponen de

acuerdo generando obligaciones.

Delito: El delito era considerado como el hecho practicado intencionalmente contra la ley.

Se llama delito al hecho por el cual una persona, por dolo o malignidad, causa

perjuicio o daño a otra.

El delito es considerado fuente de las obligaciones ya que esas conductas

contrarias a la ley penal generan daño a una o varias personas y al generar daño,

obliga al infractor resarcir el daño ocasionado. Estos hechos o actos que

producen efectos jurídicos en lo Penal también se desdoblan en una

responsabilidad civil otorgándole a la víctima la facultad de exigir la reparación del

daño sufrido.

Cuasidelito: El cuasidelito es un hecho ilícito, una acción dañosa para con otra, cometido sin

intención, sin ánimo de hacer mal, o de la que, siendo ajena, debe uno responder

5

por algún motivo. La característica es la ausencia del elemento de la

intencionalidad por parte del autor. Es decir, por carecer de dolo. Un ejemplo

clásico del cuasidelito es: "Inadvertidamente se deja en el balcón de una casa una

maceta, por una casualidad del destino la maceta cae del balcón y hiere a una

persona, no ha sido la voluntad del propietario del inmueble generar el daño a esa

persona, pero, se ha producido, de ese daño ha nacido una obligación correlativa

de parte del propietario en favor de la victima de recompensar a esa persona".

La ley Señalamos como quinta fuente de las obligaciones la ley, para Robert Pothier La

ley natural es causa por lo menos mediata de todas las obligaciones: pues si los

contratos, delitos, cuasi-delitos producen obligaciones, es porque a priori la ley

natural ordena que cada uno cumpla lo que prometa y repare el daño causado por

su falta.

Como bien indican Planiol y Ripert, resulta incuestionable ya que todas las

obligaciones derivan de la ley, que es en definitiva la que las sanciona.

Resumiendo se considera a la ley como fuente de obligaciones en virtud de que

establece los casos en que un sujeto se obliga precisamente por disposición de la

misma, por ejemplo, las obligaciones alimenticias que nacen por el simple

parentesco están previstas en la ley civil, la obligación de pagar impuestos

tributarios, etc.

Conclusión A través de este trabajo hemos aprendido que las obligaciones tienen orígenes

mucho más complejos de lo que imaginábamos, conocimos las diversas fuetes del

derecho y en que consiste cada una de ellas, también revisamos temas como las

diversas teorías que existen acerca de la naturaleza de las obligaciones.

Como estudiantes es muy importante que tengamos en cuenta los orígenes de

nuestros temas de estudio, para conocer el derecho no basta con leer un código o

6

asistir a clases; si no que también es necesario realizar trabajos de investigación

en los cuales tengamos la oportunidad de adquirir nuevos conocimientos y

técnicas que nos permitan desarrollarnos de una forma integral conforme a las

exigencias profesionales de estos días.

Bibliografía http://www.enciclopediajuridica.biz14.com

http://derecho911.blogspot.com/2013/09/las-obligaciones-derecho-civil.html

Código Civil del Estado de Tabasco

Obligaciones Civiles, Manuel Bejarano Sánchez

7

No hay comentarios
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 7 páginas totales
Descarga el documento