Prácticas de Anatomía, Ejercicios de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte. Universidade da Coruña (UDC)
josue23456
josue23456

Prácticas de Anatomía, Ejercicios de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte. Universidade da Coruña (UDC)

4 páginas
3Número de descargas
9Número de visitas
100%de 1 votosNúmero de votos
Descripción
Asignatura: Anatomía y cinesiología del aparato motor, Profesor: Agrasar Agrasar, Carrera: Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, Universidad: UDC
20 Puntos
Puntos necesarios para descargar
este documento
Descarga el documento
Vista previa3 páginas / 4
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 4 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 4 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 4 páginas totales
Descarga el documento
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 4 páginas totales
Descarga el documento
Microsoft Word - Aparato Locomotor.doc

Práctica de Iniciación al Aparato Locomotor Material necesario. - Esqueletos articulados. - Diferentes tipos de huesos: fémur, coxal, clavícula, escápula, calcáneo,

vértebras, cabezas óseas. Aparato Locomotor

El aparato locomotor está constituido por los sistemas esquelético y muscular y su función más importante es el soporte de la estructura corporal y el movimiento de los diferentes segmentos del cuerpo humano.

Está constituido por tres elementos:

 Huesos.  Articulaciones.  Músculos.

Las partes pasivas son los huesos y las articulaciones y la parte activa la

constituyen los músculos. Osteología

La Osteología es la disciplina que se ocupa del estudio del sistema esquelético. El sistema esquelético es el conjunto de estructuras rígidas del cuerpo que le dan soporte y mantienen su forma. El esqueleto humano es un endoesqueleto, a diferencia de otros animales cuyo esqueleto está en la superficie del cuerpo y es visible.

El esqueleto está formado por una parte ósea y otra cartilaginosa. División del esqueleto

El esqueleto se compone de las siguientes partes: - Esqueleto axial: es el que se sitúa en el eje longitudinal del cuerpo. Está formado por:

 Columna vertebral.  Cráneo y cara.  Costillas.  Esternón.

- Esqueleto apendicular: es el que forma el armazón de los miembros superiores e inferiores. - Cinturas: son los elementos de unión del esqueleto apendicular al tronco. Son dos:  Escapular, que une el miembro superior al tronco.

 Está formada por dos huesos: la clavícula y la escápula.

 Pelviana, que une el miembro inferior al tronco.  Formada por un único hueso, el coxal.

Ejercicio nº 1.

- Identifique en los esqueletos articulados las partes del esqueleto axial: cabeza ósea, columna vertebral, costillas y esternón.

- Identifique los miembros superiores e inferiores y su esqueleto. - Sitúe las cinturas escapular y pelviana en el esqueleto articulado e identifique las

piezas correspondientes a clavícula, escápula y coxal. Clasificación de los huesos Los huesos se clasifican en tres grandes grupos: largos, planos y cortos. - Huesos largos, en los que predomina la longitud.

o En ellos se distingue un cuerpo o diáfisis y dos extremos o epífisis. o La unión de la diáfisis con la epífisis se denomina metáfisis.

- Huesos planos, en los que predominan la longitud y anchura, pero su espesor es muy delgado.

- Huesos cortos, en los que no predomina ninguna de las tres dimensiones. Pero esta clasificación no es suficiente para englobar en ella a los muy diferentes

tipos de huesos de nuestro cuerpo. Por ello, pueden distinguirse otras categorías como: - Huesos alargados: clavícula, metacarpianos, etc. - Radiados, con un cuerpo central del que salen otras prolongaciones a manera

da rayos, como en el caso de las vértebras o el esfenoides. - Arqueados, con un trayecto curvo (costillas, hioides, mandíbula). - Papiráceos, como láminas óseas muy delgadas (vómer, huesos nasales). - Huesos con cavidades neumáticas, llenas de aire, que se denominan senos o

celdillas. Ejemplos son el maxilar superior, el etmoides, el frontal, etc. - Huesos sesamoideos, de pequeño tamaño, muchas veces presentes en el

espesor de un tendón. La rótula es el sesamoideo de mayor tamaño.

Ejercicio nº 2.

- Identifique y diferencie un hueso largo de uno plano y uno corto. - Identifique en un hueso largo: diáfisis, epífisis y metáfisis. - Observe la diferencia entre un hueso largo (como el fémur) de uno alargado

(clavícula). - Identifique un hueso arqueado (mandíbula o costilla). - Identifique un hueso radiado (vértebra). - Identifique un hueso papiráceo (nasal, vómer). - Localice un hueso neumático en la cabeza ósea.

Superficie externa de los huesos. La superficie de los huesos no es plana, sino que presenta numerosas

irregularidades: unas son eminencias o salientes en la superficie y otras son cavidades o depresiones. Además, presentan agujeros de muy diferentes tamaños.

Eminencias: - Pueden ser articulares, es decir, superficies que forman parte de la

articulación con un hueso vecino. Estas superficies están recubiertas de cartílago articular.

- No articulares, que suelen ser el lugar de inserción de tendones, ligamentos, etc. Reciben muy diferentes nombres: apófisis, espinas, tuberosidades, crestas, etc.).

Cavidades: al igual que las eminencias pueden ser articulares y no articulares.

 Articulares, que al igual que las eminencias articulares no están revestidas de hueso, sino de cartílago articular..

 No articulares (se denominan fosas, surcos, canales, etc). Agujeros, que pueden ser:

 De transmisión, comunicando una cara del hueso con otra cara y que permiten el paso de estructuras a su través (un ejemplo es el foramen mágnum del occipital).

 Vasculares o nutricios, por donde entran los vasos sanguíneos que nutren el hueso.

Ejercicio nº 3.

- Identifique y localice superficies y cavidades articulares (un ejemplo es la cavidad cotiloidea del coxal y la cabeza del fémur).

- Identifique eminencias y cavidades no articulares. - Localice el foramen mágnum del occipital como ejemplo de un agujero de

transmisión. - Identifique en el coxal y en el fémur diferentes agujeros nutricios.

Configuración interna de los huesos. Al examinar el interior de un hueso, podemos distinguir dos tipos: - Hueso compacto, con un aspecto más denso y continuo en su estructura. En

los huesos largos, suele situarse en la superficie que rodea a la diáfisis y a las epífisis. En los huesos planos y cortos, recubre toda la superficie del hueso a excepción de las zonas revestidas de cartílago articular.

o En los huesos del cráneo, el tejido compacto se dispone en forma de dos láminas que recubren la superficie interior y exterior del hueso, que se denominan tablas interna y externa.

- Hueso esponjoso, formado por unas laminillas o trabéculas, entre las que quedan unos espacios, de ahí su aspecto de esponja. En los huesos planos del cráneo, el tejido esponjoso se denomina diploe.

- Cavidad medular, situada en el interior de los huesos largos. Esta cavidad no está presente en los huesos planos ni en los cortos, donde el tejido esponjoso ocupa la totalidad del espacio interno del hueso.

- Periostio, que es una membrana fibroelástica que recubre la mayor parte de los huesos.

Ejercicio nº 4.

- Identifique el hueso compacto en los huesos largos, cortos y planos. - Identifique el hueso esponjoso en los huesos largos, cortos y planos. - Sitúe la cavidad medular en un hueso largo.

No hay comentarios
Esta solo es una vista previa
3 páginas mostradas de 4 páginas totales
Descarga el documento